http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/nico4.jpg

Córnea


La córnea es uno de los lentes que forman parte del ojo. Como todo lente, requiere una forma adecuada y transparencia. En los casos en los que se ven alteradas cualquiera de estas dos variables, se pierde visión. Cuando no se puede mejorar con anteojos, se requiere de técnicas quirúrgicas llevadas a cabo por un cirujano experimentado. Para esto es imprescindible una exhaustiva evaluación del paciente, acompañado por estudios complementarios necesarios para la elección ideal en cada caso.


LASIK, PRK, ICL Y FACOREFRACTIVA.

La técnica de LASIK se trata de una cirugía refractiva con tecnología de avanzada que dura pocos minutos y es ambulatoria, bajo anestesia tópica. Su utilidad consiste mejorar la calidad visual de una persona con miopía, astigmatismo o hipermetropía.

En el procedimiento se realiza un flap sobre la córnea y se moldea con láser según la necesidad del paciente eliminando las aberraciones ópticas.

Para poder realizar este tipo de cirugía se deben cumplir ciertos requisitos que serán evaluados por el cirujano. Es indispensable tener una córnea de cierto grosor, que sea regular y que tenga una curvatura adecuada. Para ello contamos con estudios complementarios como la Paquimetría, la Topografía y el Pentacam. En caso de no cumplirlas se podrán evaluar otras técnicas, como PRK.



PRK (excimer laser) consiste en una técnica en la cual se realiza un debridamiento epitelial superficial y se trabaja con láser sobre la córnea, sin necesidad de realizar el flap. Luego se coloca una Lente de Contacto terapéutica que luego se retira. Tiene un postoperatorio más largo y la recuperación visual es más lenta que con LASIK.


http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/cor-1.png

Otra de las cirugías alternativas es la colocación de lentes ICL (lente faquica de cámara posterior), en la cual se coloca una lente intraocular conservando el cristalino para la corrección de errores de refracción. Esta técnica es ideal en pacientes con miopía o hipermetropía elevadas. La cirugía es con anestesia tópica y ambulatoria.


http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/cor-2.png

Para aquellos pacientes mayores de 40 años o hipermétropes altos se puede considerar la cirugía Facorrefractiva que consiste en la extracción del cristalino, reemplazándolo por una lente intraocular adaptada a las necesidades del paciente.


http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/cor-3.png

Trasplante de Córnea

Se indica en aquellas situaciones en las que existe una opacidad corneal producto de un traumatismo, infecciones o enfermedades que alteran la transparencia de la misma. También en ectasias como en queratoconos muy avanzados y en los que no han sido exitosos otros métodos menos invasivos.

Queratoplastía Penetrante

Consiste en el trasplante del espesor total de la córnea. Se utiliza una córnea donante que ha sido elegida para cada caso particular.

El procedimiento se lleva a cabo en quirófano, con anestesia local. Se sutura la córnea donante con puntos los cuales comienzan a retirarse 2 a 3 meses luego de la cirugía. El tiempo de recuperación es lento y se requieren controles exhaustivos para evaluar la evolución y signos de rechazo.


http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/cor-4.png

http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/cor-5.png


Injerto Lamelar (DSAEK, DMEK, DALK)

La córnea es un tejido formado por varias capas distribuidas en forma regular. Esta es la base para la realización de los injertos laminares, en la que se extrae la capa afectada y se reemplaza con tejido proveniente de un donante, dejando parte de la córnea sana del paciente.
La indicación de los trasplantes endoteliales (DSAEK/DMEK) es, en aquellos casos, en los que existe una falla de la función de las células que se encargan de mantener transparente la córnea (células endoteliales).
La diferencia entre DSAEK y DMEK es que en la primera se incluyen más capas (endotelio, Descemet y parte del estroma). El DMEK solo incluye endotelio y Descemet, es decir, se trasplantan menos capas. Una de las indicaciones más frecuente es en la distrofia de células endoteliales.
Existe un procedimiento en el cual se realiza trasplante laminar profundo de córnea con técnica de “Big Bubble” (DALK). Esta indicado en aquellas patologías en las cuales esta alterada la parte anterior de la córnea, pero el endotelio es normal, como es en el Queratocono o en las distrofias. En este caso, se separa parte de las capas de la córnea con una burbuja de aire y se trasplanta el botón donante.
Los beneficios del injerto laminar a diferencia del injerto de córnea completa, son varios, entre los más importantes: disminuye el tiempo de recuperación visual, el astigmatismo posterior y el riesgo de rechazo corneal.


http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/cor-6.png

http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/cor-7.png

Anillos Intracorneales

El Queratocono es una enfermedad en la que se ve alterada la forma de la córnea adquiriendo el aspecto de un cono. Esto provoca una deformidad de la misma con la consecuente alteración visual.
La colocación de anillos intracorneales es un procedimiento que se realiza en quirófano, bajo anestesia local. El objetivo de la cirugía es modificar la curvatura de la córnea, regularizándola y aplanándola, mediante la tensión que generan los anillos. De esta manera disminuye la deformación provocada por la ectasia corneal.
El procedimiento consiste en labrar túneles corneales donde se introducen los anillos, los cuales se colocarán, adaptados según la necesidad de cada paciente.
El paciente requerirá controles periódicos luego de la cirugía.

.


http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/09/cor-8.png

Cross Linking

Es un método que consiste en realizar nuevos enlaces moleculares con el fin de reforzar el colágeno corneal debilitado en patologías como el queratocono.

El tratamiento debe realizarse en el ámbito quirúrgico, con estricto cuidado de la antisepsia. Se prepara al paciente con anestésicos tópicos 10 minutos antes de desepitelizar. Se instilariboflavina 0,1% cada 3 minutos durante 30 minutos. Luego se irradia durante 30 minutos, manteniendo la insilación de riboflavina cada 3 minutos. Posteriormente se lava y se coloca una lente de contacto. El tratamiento en el posoperatorio se realiza mediante antibióticos y corticoides en colirio. Se puede adicionar el uso de antiinflamatorio no esteroide hasta que cierre la ulcera. Una vez epitelizado, se retira la lente de contacto y se mantienen los corticoides en colirio entre 4 semanas a 3 meses.

El crosslinking se indica en todos aquellos pacientes con queratocono, ectasias corneales progresivas, en pacientes jóvenes (hasta alrededor de los 40 años) y con espesor de córnea de hasta 400 micrones.

Resultados que se esperan obtener:

  • Desaceleración de la evolución de la ectasia corneal
  • Aplanamiento del cono y disminución de los valores queratométricos
  • Mejora en la agudeza visual corregida
http://centrocharles.com.ar/wp-content/uploads/2016/06/fver.jpg